Inicio » Bulbosas de otoño » Jacinto. Cultivo, Cuidados y Reproducción

Jacinto. Cultivo, Cuidados y Reproducción

  • Nombre científico: Hyacinthus spp.
  • Nombre común: Jacinto
  • Familia: Liliaceae
  • Origen: Turquía, Siria y Líbano
  • Floración: Primavera
  • Ubicación: Soleada
  • Riego: Moderado
  • Abono: Durante la floración
El Jacinto es una de las bulbosas más típicas de la primavera. Sus flores no sólo resultan llamativas por sus formas y colores, también son muy perfumadas.
Muchas bulbosas de otoño se pueden forzar en el interior para que sus flores aparezcan mucho antes…con el Jacinto esta práctica ha calado tan fuerte que se venden Jacinteros”, unos vasos de cristal especialmente pensados para hacer florecer los Jacintos en el interior, sin la necesidad de macetas.
Como curiosidad y precaución, el Jacinto es una planta bulbosa venenosa.
Conviene manipularlos con guantes, sobre todo si tenemos una piel muy sensible. El Hyacintuhus orientalis es la variedad más “venenosa”, que no se aconseja utilizar en casas con mascotas o niños pequeños, por si accidentalmente la ingieren.

Guía rápida para el cultivo de los tulipanes

icono-profundidad-plantación
Profundidad de siembra
Unos 10 centímetros. Puede sobresalir el ápice del bulbo
icono-necesidad-de-riego
Riego
Moderado
icono-ubicación
Ubicación
Soleado
icono-distancia-de-plantación
Distancia de plantación
10 centímetros

Bulbos de Jacinto, descripción

Los Jacintos son auténticos bulbos tunicados, a partir de los que brotan entre 4 y 6 hojas de color verde intenso, lineales, carnosas, erectas, que pueden medir entre 15 cm y 35 cm de largo.
La altura total de la planta del Jacinto puede medir unos 25 centímetros.

Flor de Jacinto

Las flores del Jacinto se presentan arracimadas, formando una gruesa espiga que puede contener 20 o 30 pequeñas florecillas de 2 a 3 centímetros de longitud.
Los colores de la flor de Jacinto son muy variados: rojo, azul, naranja, rosa, amarillo o blanco, siempre con tonalidades muy intensas y, sobre todo, gratamente perfumadas.

Variedades de Jacinto

El Hyacinthus orientalis, posee dos grupos principales:

  • Jacinto de Holanda
    Es muy rústica. Produce dos inflorescencias por bulbo, muy perfumadas y en una amplia gama de colores. Florece en primavera.
  • Jacinto romano
    Se produce en Francia, Italia y el Noroeste de España. Puede presentar entre 2 y 3 inflorescencias por bulbo.
    Son flores tempranas, muy perfumadas.

Cultivo del Jacinto

El Jacinto es un bulbo de otoño, que se suele plantar sobre todo en jardineras y macetas, aunque también es apto para sembrar en pequeños grupos en el jardín.
En el jardín los mejores resultados los obtenemos en borduras, o en jardines de rocallas, plantando entre los huecos.
Es un bulbo que hay que levantar todos los años. No se naturaliza como ocurre con los Narcisos.
Además, conviene cambiar de vez en cuando los bulbos, ya que las flores van perdiendo calidad.

Como plantar Jacintos

Para tener éxito con los bulbos de Jacinto sigue los siguientes consejos:

  • Elige bulbos de buen tamaño y calidad. Que estén duros al tacto, no tengan manchas, golpes, ni magulladuras.
  • Busca una ubicación soleada.
  • La profundidad de plantación no debe superar los 10 centímetros. Incluso podríamos sembrar con el ápice del bulbo sobresaliendo de la tierra.
  • Ten cuidado de colocar correctamente el bulbo, no lo coloques al revés.
  • Entre bulbo y bulbo deja un espacio de unos 10 centímetros de distancia.

Forzado del Jacinto

El Jacinto es un bulbo que se puede forzar en el interior, para obtener floraciones tempranas. Para conseguirlo hay que someter al bulbo a unas condiciones determinadas de temperatura y luz.
Al llegar el otoño, época de plantación de los Jacintos y cuando los encontraremos a la venta, podemos comenzar su plantación y forzado, para que florezcan antes.
Procede de la siguiente forma:

  • Introduce los bulbos de Jacinto en una bolsa de plástico con sustrato húmedo. Si los vas a poner en un jacintero, los puedes poner directamente.
  • A continuación, los meteremos en el frigorífico, donde los mantendremos a una temperatura por debajo de los 7ºC, todo lo más cerca de 0º, pero sin llegar a meter en el congelador.
  • El tiempo de forzado puede variar, el máximo suele ser unos tres meses.
  • Cuando empiezan a brotar, los podemos poner en una maceta con la mayor parte del bulbo esté visible. Quedan mucho más llamativos.
  • Habitualmente los bulbos forzados hay que desecharlos, suelen agotar todos sus nutrientes y no florecen bien al año siguiente. Si quieres probar, puedes dejar que terminen su ciclo vital.

Jacinteros

Los jacinteros, son vasos de cristal especialmente diseñados para el cultivo de bulbos en el interior de casa, sin necesidad de colocar en una maceta.
Posee dos zonas bien diferenciadas, la inferior, más ancha y donde se pone agua con una cucharadita de sal común o un trozo de carbón vegetal.
Las raíces crecerán hasta cubrir completamente la parte inferior.
En la parte superior se coloca el bulbo, que no estará en contacto directo con el agua.
Debemos cambiar el agua cada quince días.
Se suelen utilizar bulbos forzados, que habremos colocado previamente en la nevera, hasta que comienzan a brotar.

Cuidados del Jacinto

El Jacinto es una bulbosa de otoño que podemos comprar ya floreciendo en maceta, como si fuera una planta anual o bien como bulbos, que sembraremos en macetas, jardineras o directamente en el jardín.
Podemos encontrar bulbos forzados de Jacinto en diciembre, como un par de meses antes de tenerlos en el jardín.
No son plantas difíciles de cuidar, lo difícil es conseguir que florezcan año tras año, ya que la flor va perdiendo calidad. Además, no son bulbos que suelan producir muchos bulbitos que podamos propagar.
Lo recomendable en este caso es comprar bulbos nuevos todos los años, de los que se producen comercialmente.

Suelo

Los bulbos de Jacinto gustan de un suelo rico en materia orgánica, que no tenga piedrecillas y que además drene muy bien. Cava muy bien el suelo del jardín antes de sembrar los bulbos, que esté muy suelto.
Prefieren suelos ligeramente ácidos a neutros, con un pH entre 6 a 7.5.

Exposición al sol

Los mejores resultados se obtienen con una ubicación a pleno sol.
Si los hemos sembrado en maceta para adelantar su floración, debemos colocarlos cerca de una ventana, donde reciban la mayor insolación posible.

Riego

El riego del Jacinto debe ser frecuente, pero sin llegar a encharcar en ningún momento el terreno, ya que podríamos provocar la pudrición del bulbo.
Mantén un buen grado de humedad del terreno.

Abonado

Le procuraremos abono justo antes de comenzar la floración y durante el periodo de floración, para intentar alargar el periodo el máximo posible.

Plagas

Las plagas más habituales que pueden atacar a los Jacintos son:

  • Nematodos de los bulbos. Ataca no sólo a los bulbos de Jacinto, también a los gladiolos, los tulipanes…
  • Pulgones. En el jardín es una de las plagas mas comunes al llegar la primavera.
  • Mosca de los bulbos.
  • Hongos: Sclerotinia bulborun, Brotitis y Fusariosis.
  • Bactteriosis
  • Virus del mosaico

Reproducción y conservación de los bulbos de Jacinto

Si los Jacintos los hemos plantado en el jardín, podremos hacerlos florecer durante dos o a lo sumo tres años, aunque iremos perdiendo calidad en cada una de las nuevas floraciones, por eso se recomienda comprar bulbos nuevos todos los años.
Los bulbos forzados y para jacinteros se suelen tratar como plantas de temporada, desechando el bulbo al terminar su ciclo de vida.

Conservación del Jacinto

  • Una vez terminada la floración cortaremos las varas florales, dejaremos que las hojas se sequen y terminen muriendo.
  • Sacaremos el bulbo y lo limpiaremos bien, dejando que se seque en un lugar bien aireado a la sombra.
  • Lo conservaremos en una caja con arena de sílice, con el ápice hacia arriba. Procura un sitio oscuro y fresco.
  • Se recomienda rociar los bulbos con fungicidas para bulbos antes de guardar.
  • Es posible que, al desenterrar el bulbo principal, hayamos encontrado algunos pequeños bulbillos. No suelen producir muchos, pero si algunos.
  • Estos bulbillos se deben guardar siguiendo el mismo procedimiento anterior, para plantarlos al año siguiente en un sustrato rico en materia orgánica.
  • Tardaremos dos o tres años en que crezcan lo suficiente como para producir flores.

Imágenes y fotos de Jacintos

Deja un comentario